Miriápodos

Los miriápodos son animales artrópodos mandibulados de carácter invertebrado que poseen ciertas características similares a los insectos pero con muchas otras más que lo diferencian entre sí. Se les reconoce por sus cuerpos alargados y divididos en dos segmentos o partes. Estudios han determinado que de esta especie se conocen más de 16000 mil en el mundo.

Las características de esta especia de animales son generales. Están compuestos por dos regiones bien definidas, a saber: cabeza y tronco, siendo el tronco largo y definido en segmentos y con múltiples patas conformadas en pares.

Su nombre científico es Myriapoda y pertenece a la categoría de los subfilos y clasificación superior de artrópodos.

Estructura biológica de los miriápodos

Son animales dioicos, es decir, de sexos separados y ovíparos. Existen también, casos particulares de partenogénesis. La forma de inseminación de estos artrópodos en algunos casos es indirecta. En este sentido, los machos se encargan de colocar los espermatóforos en la parte de afuera de la hembra quien posteriormente los recoge y procede a almacenarlos.

Estos animales generalmente buscan de zonas húmedas y viven alejados de la luz. Es por ello que, suelen hallarse debajo de las piedras, en el musgo, debajo de hojas en descomposición, entre otros, y salen solo de noche.

Existe una especie de estos animales que se caracterizan por ser de tipo agresivo y depredadores activos, sin embargo, a gran mayoría son de carácter herbívoros y detritívoros.

Características generales de los miriápodos

  • Poseen antenas
  • Son recubiertos de quitina
  • Poseen cuerpos cubiertos de anillos
  • En cada una de las divisiones o anillos se encuentran un par de patas
  • Cuentan con múltiples pares de patas.
  • Su respiración es de carácter traqueal
  • Perciben mudas pero no son capaces de llegar a la metamorfosis.

Ejemplo de Miriápodos

  1. Cienpiés

  1. Quilópodo

 

  1. Escolopendra

  1. Cienpiés cobrizo

  1. Aulacobolus rubropunctatus