¿Qué es la paciencia?

La paciencia, algunos la consideran como una virtud otros la consideran como un don, el cual consiste en aceptar las cosas tal cual son sin que afecte o altere el curso normal de la vida. La palabra paciencia es de origen latín, cuyo significado es “sufrir”. Es por tal motivo que cuando una persona vive sin lamentación, soportando en silencio una situación desagradable, estamos en presencia de alguien con paciencia.

De acuerdo con lo que Aristóteles profesaba, la paciencia es la habilidad de sobreponerse a emociones fuertes causadas por desgracias o aflicciones. Es por ello que esta cualidad o virtud se liga estrechamente con las personas maduran, ya que desarrollan una capacidad intuitiva, capacidad de hablar, de escuchar y de prestar atención a las pequeñas cosas frente a cada una de las decisiones que pueda tomar.

El valor de la paciencia

Muchas personas en todo el planeta han considerado la paciencia, mas que una virtud, un valor y en la población adulta, lo consideran sinónimo de madures. En este sentido, de acuerdo con la situación que se presente, se puede considerar la paciencia desde diversos aspectos, a saber:

  • Desde el punto de vista de la perseverancia: la capacidad de aguantar y persistir frente a situaciones adversas, contratiempos o situaciones de lentitud, es una de las formas de poder expresar la paciencia. Las personas que poseen este don o virtud, entienden que frente a esta situación, alterarse, ofuscarse o molestarse no va a resolver absolutamente nada, sin embargo, esperar y saber actuar cuando corresponde, es una habilidad que muy pocos poseen.
  • Desde el punto de vista de la tolerancia: la capacidad de mantenerse en calma mientras alguien más se molesta o se ofusca es una de las características de la paciencia. En lugar de molestarse y seguir el juego de la discusión, las personas pacientes aguardan calmadamente y en el momento determinado o propicio expresan su punto de vista, sin molestarse o hacer molestar a los demás pasando por encima de ellos.
  • Desde el punto de vista del autocontrol: la capacidad de mantenerse en calma, de controlarse frente a situaciones complicadas o de responder de la forma más apropiada es una de las características de la paciencia y es que muchos definen la paciencia como una forma de autocontrol. Esto permite pensar con claridad y actuar de la forma más correcta frente a situaciones determinadas.

Ejemplo de frases sobre la paciencia

  1. Gota a gota se llena el vaso.
  2. Poco a poco se llega lejos.
  3. La paciencia es la esperanza con una lámpara encendida.
  4. Roma no se conquistó en un día.
  5. Lo mejor se hace esperar.
  6. Fácil viene, fácil se va.
  7. Gota a gota, el agua taladra la piedra.
  8. El tiempo de Dios es perfecto.
  9. No por mucho madrugar amanece más temprano.
  10. La paciencia es el arte de la esperanza.