¿Qué es el Cerebro?

Todos los órganos que componen el cuerpo humano son esenciales para su correcto funcionamiento, entre ellos se encuentra el cerebro, el principal órgano del sistema nervioso y uno de los más importantes sin lugar a dudas. Este órgano es bastante complejo, se localiza en la cabeza y está protegido por el cráneo.

El término ‘cerebro’ proviene del latín ‘cerebrum’, cuya raíz indoeuropea ‘ker’ quiere decir ‘cabeza’ y ‘brum’, ‘llevar’, por lo tanto, el término vendría significando ‘lo que lleva la cabeza’. Todos los procesos vitales del cuerpo, así como las funciones cognitivas y emotivas, dependen del cerebro.

Características generales del cerebro

Como ya se mencionó, el cerebro es un órgano bastante complejo; gracias a él nuestro cuerpo es capaz de moverse y realizar todos los procesos necesarios para vivir. Algunas características del cerebro son:

  • Generalmente, el cerebro tiene un peso de 1,36 kilogramos.
  • Está compuesto en su mayoría de agua, ya que esta representa un 78%. El 10% de este órgano está conformado por grasa y el 8% restante de proteína.
  • El cerebro posee áreas formadas por la sustancia gris y la sustancia blanca, las cuales pueden diferenciarse claramente por su color.
  • Las neuronas son el componente principal del sistema nervioso, por lo tanto, son la base del cerebro. Estas son las encargadas de transmitir impulsos nerviosos.
  • Los neurotransmisores también son esenciales en las funciones del cerebro ya que, gracias a estos, se transmite información de una neurona a otra, o bien, de una célula muscular a otra o una glándula.

Partes y morfología cerebral

El cerebro humano está dividido en dos hemisferios, el izquierdo y el derecho. Ambos hemisferios se hallan separados el uno del otro por la cisura interhemisférica pero están comunicados por el cuerpo calloso. A su vez, cada uno de los hemisferios posee varias cisuras, dividiendo así la corteza cerebral en distintos lóbulos, entre ellos:

  • Lóbulo frontal: en el lóbulo frontal se procesa el pensamiento consciente y da la capacidad motora. Este lóbulo está delimitado por el surco lateral del cerebro (llamado cisura de Silvio) y el surco central (llamado cisura de Rolando).
  • Lóbulo parietal: en este se procesan los estímulos sensoriales externos como el dolor, el tacto, la temperatura, ente otros. Se encuentra por encima del surco lateral y por detrás del surco central.
  • El lóbulo occipital: en este se procesa el sistema visual, es decir, produce imágenes.
  • Lóbulo temporal: se encarga de la audición, el equilibrio y la coordinación principalmente.
  • Lóbulo ínsula: está relacionado con el sistema límbico y se encuentra escondido bajo la cisura de Silvio en el lóbulo temporal.
  • El lóbulo límbico: por último, el lóbulo límbico, el cual se relaciona con las emociones y los estados de alerta.

El cerebro humano también cuenta con cuatro ventrículos cerebrales, estos componen el sistema ventricular mediante el cual fluye el líquido cefalorraquídeo, también denominado como líquido cerebroespinal. Además de poseer dos hemisferios y diversos lóbulos, la morfología del cerebro también incluye:

  • Cerebro: en este se encuentran el telencéfalo y el diencéfalo. El primero se compone por los ganglios basales, la corteza cerebral, el hipocampo, el sistema límbico y la amígdala cerebral. El diencéfalo está comprendido por el tálamo y el hipotálamo.
  • Tronco encefálico: compuesto por el mesencéfalo, las protuberancias y el bulbo.
  • Cerebelo: el cerebelo se encarga de regular el equilibrio y los movimientos del cuerpo.

¿Cuáles son sus funciones?

Como se ha podido observar, el cerebro cumple con una gran cantidad de funciones, que van desde la parte motora, perceptiva hasta la capacidad cognitiva y demás. Gracias a este órgano, podemos realizar las actividades de nuestro día a día, percibir el mundo que nos rodea e interpretarlo a nuestro modo.

El cerebro es el encargado de enviar señales tan importantes y básicas para la supervivencia como lo son la sensación de hambre y sed. También regula el sueño y se encarga de los procesos inconscientes de nuestro cuerpo como lo son la respiración, los latidos del corazón, entre otros. Asimismo, el poder ver, escuchar, oler, sentir y saborear también es gracias a este órgano, pues procesa la información que recolectan los sentidos para construir la realidad.

La inteligencia, la creatividad, el lenguaje, la toma de decisiones, las emociones y la memoria también están relacionadas de forma directa con el cerebro. Así que, sin duda alguna, este órgano es esencial para el funcionamiento de nuestro organismo.

Ejemplos del cerebro

  • El cerebro es el principal centro de control del cuerpo; a menudo se refiere a este órgano como una computadora.
  • Este órgano es tan vital que, de llegar a sufrir una lesión, podría causar la muerte del individuo.
  • El cerebro entre mamíferos es muy similar, sin embargo, los humanos y animales poseen una gran diferencia entre sus cerebros, y es que este órgano es más grande en los seres humanos (en proporción al resto de su cuerpo).