El acoso laboral son las situaciones hostiles a las que es sometido un empleado por diferentes motivos y de diferentes formas, en este artículo te proporcionaremos el significado y los ejemplos de acoso laboral para que aprendas a evitarlo y solucionarlo, en caso de estar sumergido en esta situación incómoda e indeseada.

¿Qué es el acoso laboral?

Podría decirse que el acoso laboral son las incomodas situaciones a las que se ve sometido un empleado cuando este se ve hostigado por uno o más individuos, causando al sujeto o la victima temor, estrés, ansiedad y otro tipo de sentimientos que afectan su rendimiento laboral, su salud y  también su bienestar psicológico y emocional.

Se puede decir que una persona sufre del acoso laboral cuando esta se encuentra en situaciones que afectan su bienestar psicológico sin fundamentos, mediante acciones denegadas y discrepantes, dentro o fuera del entorno laboral, por parte de otros individuos ya sean externos o compañeros de trabajo, grupos sociales,

Ejemplos de acoso laboral

En el caso de los ejemplos de acoso laboral, se clasifican por su posición y sus objetivos, a continuación, te brindaremos las clasificaciones y ejemplos de acoso laboral:

  1. Acoso por estatus laboral

Este se engloba según su posición laboral de parte de la víctima y el acosador, estos pueden ser:

Acoso Horizontal

Este ejemplo se caracteriza por basarse cuando ocurre entre dos empleados del mismo rango laboral, este puede darse por diferentes motivos, estos pueden ser:

  • Antipatía.
  • Discordias laborales.
  • Inconformidad por las labores ejecutadas.
  • Ataque por diferencias.

Acoso Vertical

Este ejemplo se denomina de esta forma cuando el acosador se encuentra en un rango más elevado que  la víctima o viceversa, estos pueden ser:

  • Ascendente: Este ocurre cuando a víctima es atacado por compañeros de trabajo con un rango más bajo que el de él.
  • Descendente: Este sucede cuando la víctima se encuentra en un rango más bajo que el acosador.

Estos pueden verse afectados psicológicamente por:

  • Problemas en el entorno laboral.
  • Estrategias laborales.
  1. Acoso por propósito

Al igual que el anterior, este se subdivide aunque, este se subdivide por el propósito que este tiene:

  • Acoso por estrategia

Este ejemplo se implementa mayormente cuando el propósito del acoso es lograr que mediante este, un empleado renuncie de manera voluntaria a sus labores, puesto de trabajo y en ocasiones a la misma compañía a la que presta sus servicios. Con el propósito que, al este renunciar de manera voluntaria, la empresa no deba indemnizarlo lo que ocurriría si este es despedido.

  • Acoso de dirección

Este se implementa principalmente por la dirección de una empresa o compañía como su nombre lo indica, con el propósito que un empleado hostil renuncie a su puesto de trabajo de manera voluntaria, para llegar al caso de dictadura laboral, o para que un empleado deserte de su puesto de trabajo cuando el jefe no está conforme con las expectativas que este proporciona a la compañía (discapacidad, bajo desempeño laboral, incumplimiento laboral, entre otros).

Este también se implementa para logra una mayor productividad por parte de los empleados a través de la intimidación o implementando amenazas infundadas de despido si estos no realizan las labores con un buen desempeño.

  • Acoso por perversión

El mejor ejemplo a este acoso es cuando la víctima es acosada sin un propósito laboral, sino a las actitudes de hostigamiento y manipulación de parte del acosador. Este se caracteriza por no poder solucionarse mediante estrategias laborales y por dirigirse directamente hacia la victima sin que otras personas conozcan el acoso.

  • Acoso por disciplina

Este acoso es ejemplar cuando el acosador quiere que la víctima adopte una actitud sumisa ya que de no ser así este tendrá repercusiones perjudiciales, este se caracteriza por propagar el miedo hacia los compañeros de la víctima, ocasionando un ambiente laboral hostil.

Esta se implementa mayormente en mujeres en estado de embarazo, empleados son déficit de rendimiento laboral, y personal hostil.

Es propicio afirmar que el acoso laboral es un tema de suma importancia ya que este puede ocasionar daño muy perjudiciales para la víctima y su entorno si la situación se sale de control, por tanto debe ser prevenido y evitado si se sospecha de su existencia.