Una hiena es un tipo de mamífero carnívoro miembro del suborden Feliformia de la familia Hyaenidae Gray, 1821. Existen tres tipos de hienas en este suborden: Crocuta crocuta, que pueden medir entre 70 y 92 cm, las Hyaena hyaena de entre 60 y 80 cm y las Hyaena brunnea que alcanza un tamaño de 70 a 80 cm y una cuarta especie llamada Proteles cristata que se encuentra en otro suborden.

Características de las hienas

Aunque las hienas guardan similitud con felinos en cuanto a características y comportamiento, su aspecto es más parecido al de los caninos.

Estos mamíferos habitan en África, sobre todo en la sabana, y algunos países de Asia.

La cuarta especie de la familia Hyaenidae es única en su género y de la subfamilia Protelinae. Es la única insectívora aunque también consume carne.

Las hienas son conocidas por ser animales carroñeros, es decir, que se aprovechan de la caza que realizan otros para comer los restos del cadáver que éstos abandonan. Esta es una función muy útil para el ecosistema al eliminar elementos orgánicos o reciclarlos.

Sin embargo, las hienas sí pueden y acostumbran cazar, ellas pueden capturar ñus, antílopes, pájaros y serpientes. Su oído es muy agudo, también cuentan con excelente visión, por lo que, además de su agilidad y garras son perfectas para cazar. Ellas cazan en grupo, jamás solas.

Las hienas se mueven en clanes, es decir, en grupos de hasta 80 ejemplares y son liderizados por las hembras.

Una de las características más conocidas de esta especie es su “risa”, que no es más que un aullido o gemido que realizan constantemente y que suena como la risa humana.

¿Cómo actúan las hienas?

Como los felinos, las hienas se acicalan con frecuencia, pero no se lavan la cara. Ellos no usan la orina para marcar territorio, ellos lo hacen con sus glándulas anales.

Un tipo de hiena, la rayada, es la más cobarde de todas. Se harán los muertos si son atacados por una especie más feroz, pero las hienas manchadas sí tratarán de defenderse. Cabe destacar que siempre van en clanes porque suelen evitar las confrontaciones con leones, tigres o cualquier especie que representen una amenaza para ellas, pero si no encuentran cadáveres que puedan devorar, juntas acorralan animales más indefensos para cazarlos.

Su apareamiento consiste en pequeñas sesiones, no como los gatos o perros que realizan solo una copulación efectiva. Solo la especie de las hienas rayanas nace con rayas, como un adulto. Las hienas manchadas no manifiestan sus manchas hasta la edad adulta.

Ejemplos de hienas

Hiena moteada o manchada (Crocuta crocuta). Es la más cercana a los humanos, ya que irrumpe con frecuencia en comunidades. Normalmente son señaladas como las culpables de la muerte del ganado e incluso de personas. Desde hace muchos años se perciben como animales poco agradables.

Hiena rayada (Hyaena hyaena). Habitan, no solo en la sabana africana sino en países del Oriente Medio y en la India. Su pelaje es más grisáceo que marrón, y presenta franjas oscuras al estilo de algunos felinos.

Hiena parda (Hyaena brunnea). Es la especie más carroñera de todas. Habita en África meridional y se alimenta con frutas, ya que normalmente vive en el desierto.

Lobo de tierra o proteles (Proteles cristata). Es más probable ver un ejemplar solo que en manadas o clanes. Además, otras de las grandes diferencias es que su dieta se basa en insectos. Perteneces a la subfamilia Protelinae.