Definición de Homeostasis

Se entiende como como homeostasis al conjunto de fenómenos de autorregulación que permiten el  mantenimiento de una relativa constancia de la conformación y propiedades del medio interno de un organismo.

La homeostasis es la capacidad que posee el organismo para presentar una situación fisicoquímica singular y constante dentro de ciertos límites, incluso frente a alteraciones o cambios impuestos por el medio ambiente o el entorno.

Para que se produzca una homeostasis en el organismo, el cuerpo moviliza los diversos sistemas (autorregulación) tales como el sistema nervioso central, sistema excretor, sistema endocrino, sistema circulatorio, sistema respiratorio, etc. Para mantener firmes las condiciones de la vida.

De esta manera, la homeostasis, por extensión, hace un señalamiento a las características de cualquier sistema, ya sea abierto o cerrado, que le permite regular el ambiente interno para lograr un mantenimiento estable.

Homeostasis de oxígeno para las células

En las altitudes elevadas, como los Alpes, los andes, los pirineos o el Himalaya, el oxígeno de aire que está presente en la atmósfera es menor que en la superficie. La actividad respiratoria de las personas que habitan estas regiones llega a ser insuficiente en un ritmo regular.

Sin embargo, para compensar esta dificultad, el organismo o el cuerpo hace uso de un medio homeostático: intensifación del ritmo respiratorio, para que posteriormente aumente lentamente la producción de las células rojas de la sangre, que luego serán liberadas en el torrente sanguíneo.

Con cantidad más elevada de células rojas de la sangre, el individuo puede retener de forma eficiente los pulmones del poco O² que está presente en el aire.

Homeostasis psicológicas

Los desequilibrios internos pueden ocurrir en el aspecto psicológico, y esto recibe el nombre de necesidades.

En el ámbito de la psicología, la homeostasis se distingue por el equilibrio que existe entre las necesidades y la satisfacción del individuo.

De esta forma, si el individuo no siente que han zaceado sus necesidades, la homeostasis lo incita a lograr un equilibrio interno mediante conductas que le permitas satisfacer dichas necesidades.

Homeostasis del metabolismo celular

La estructura química del metabolismo interno no debe sufrir alteraciones y debe mantenerse sin cambios.

Por estas razones, los productos resultantes, recién formados luego del metabolismo celular (CO², urea, amoniaco, ácido úrico, uratos, creatinina, etc.) necesitan ser desechados inmediatamente. Dicha expulsión se hace por los pulmones (CO²), por las glándulas sudoríparas y sebáceas, pero básicamente por los riñones.

Homeostasis en ecología

La homeostasis ecológica se caracteriza por el balance dinámico que existe entre las comunidades naturales de su medio ambiente. Cuando este balance desaparece por diversas causas como inundaciones, terremotos, sequías, entre otros. La capacidad homeostasis desaparece generando un equilibrio ecológico.

Homeostasis cibernéticas

Esta implico la creación de un homeostático que se autorregulaba a través de la retroalimentación. Fue invención de un médico inglés William Ross Ashby, a mediados del siglo XX.

La homeostasis cibernética permite a diversos sistemas electrónicos mantener un estado de equilibrio ante una serie de variable.

Homeostasis en administración de empresas

En el área de la administración de empresas, se considera que una empresa funciona de manera homeostática, debido a que debe cambiar su conducta cada vez que se presentes cambios en el mercado, con la finalidad de mantener su cuota de mercado, y seguir dentro de la competición